• Sonia Aréchiga

DENUNCIAN DAÑOS A LA SALUD POR DESECHOS DEL INGENIO AZUCARERO


“No podemos abrir las ventanas porque se llenan de cenizas, nuestra comida nos la comemos contaminada y el agua potable también está llena de cenizas”.

Vecinos de la colonia Las Margaritas, La Higuera, El Porvenir y Los Mezquites, denuncian problemas de salud y daños al medio ambiente debido a que el Ingenio Azucarero San Francisco desecha las cenizas del bagazo de caña en un lote a no más de 300 metros de la última vivienda habitada.

“Las enfermedades en las vías respiratorias están a la orden del día, desde el segundo mes de la zafra, cuando empiezan a desechar la cachaza (ceniza del bagazo de caña), inician las alergias, son toneladas y toneladas de desecho el que llevan a ese lote; cuando hace viento es una nube negra la que invade las colonias, toda nuestra comida se contamina, el agua, no podemos abrir las ventanas de nuestras casas porque se llena de cenizas los pisos, las mesas todo”.

En el 2015, se había comprobado que los 57 ingenios azucareros en el país contaban con máquinas obsoletas y calderas adaptadas, con más de 40 años de vida, y se utilizaba el bagazo húmedo como combustible, se comprobó que esta práctica causaba una contaminación al suelo, aire y agua; en problema con lo que denuncian los ciudadanos en esta ocasión es que la ceniza de ese bagazo es desechado en un lugar muy cercano a colonias habitadas y cuando hace aire alcanza largas distancias. Ya son cinco años Los ciudadano denuncian que la suciedad que provocan las cenizas es lo que más se puede sobrellevar, lo alarmante son los daños a la salud, se tienen dos casos de asma, que vecinos aseguran fueron debido a las cenizas que llegan a sus viviendas. Una vecina de la colonia Las Margaritas expresó:

“A mí me afecta mucho en la salud y las tareas del hogar, cuando lavo y tiendo mi ropa, se llena de ese polvo fino y tengo que volver a lavar, al abrir las llaves del agua debemos dejar correr el agua por un rato porque sale negra, mezclada con esa ceniza, es tan fina que aunque estén los tinacos cerrados se mete, durante este tiempo de zafra, mi hija se agrava del asma; todo el tiempo estamos consumiendo medicamento para alergias, los aparatos electrónicos se descomponen porque les entra esa ceniza”.

Uno de los afectados denunció que ya se hizo un acercamiento al Ingenio San Francisco, y lo que le dijo una de las encargadas de logística fue que se compraran casa en una zona residencial para no padecer esos problemas; el año pasado, encargados de la industria asistieron a estas colonias a levantar quejas y datos sobre los problemas ocasionados, pero no se resolvió el caso.Los vehículos se afectan, las cenizas se meten a los motores y luego de unas semanas tienen fallas mecánicas y es esta la razón. Los vecinos buscan que responsables del Ingenio tomen acciones para que soluciones este problema que está perjudicando la salud, el medio ambiente y las actividades de la vida cotidiana.